Coloquio se realiza en Paris.

México y Francia revisan Batalla de Puebla en coloquio en París

Comparte con tus amigos

Expertos franceses y mexicanos revisaron en un coloquio el contexto histórico de la Batalla de Puebla y la intervención militar francesa en México, iniciada en 1862, que marcó las relaciones entre los dos países y se volvieron después cada vez más estrechas.

El coloquio titulado “La intervención francesa en México (1862-1867). Un conflicto inesperado, una amistad naciente”, se celebró al cumplirse el 150 aniversario del fin del enfrentamiento en el teatro de la Escuela Militar de París, histórico cuartel por el que pasó Napoleón Bonaparte, ubicado al lado de la Torre Eiffel.

El embajador de México en Francia, Juan Manuel Gómez Robledo, inauguró el congreso en el que se analizó la política exterior de Napoleón III, el Imperio de Maximiliano, las batallas emblemáticas y los personajes protagonistas de la invasión francesa de México, que duró cinco años.

El diplomático y varios de los participantes en las pláticas destacaron que la invasión francesa en México, que en Francia se califica de “expedición”, es “relativamente desconocida del público francés”.

Los historiadores franceses por su parte destacaron las motivaciones económicas que llevaron a Napoleón III a enviar a su ejército a México, los motivos geoestratégicos, el papel de las potencias europeas y el impacto de la Guerra de Secesión en Estados Unidos (1861-65) en la decisión francesa de invadir México.

El historiador Steve Sainlaude resaltó sobre todo la importancia de la Guerra de Secesión en Estados Unidos como motivo de la intervención francesa en México. También apuntó que el emperador Maximiliano quiso convertir a Benito Juárez en su “primer ministro” y que soñaba con México.

Según los historiadores franceses, para los consejeros de Napoleón III la “expedición mexicana” era “una obra visionaria y moderna” y “el proyecto más grandioso del siglo”.

En el coloquio bilateral del lado francés intervinieron varios historiadores y especialistas en relaciones internacionales, así como el presidente de la Asociación de Amigos de Napoleón III, el Barón Gilbert Ameil y expertos en patrimonio, entre otros.

La delegación mexicana estuvo compuesta por el historiador y militar Antonio Campuzano, el escritor Vicente Quirarte y la antropóloga Verónica González.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *